Página Principal Sitos Relacionados Librería Test de la Personalidad Más Información

Integridad y Honestidad Integridad y Honestidad:
CURSOS GRATUITOS


RELACIONES

METAS EN LA VIDA

FAMILIA

NIÑOS

CARRERAS

METAS EN LA VIDA;
EL FUTURO


DEPENDENCIA A LAS DROGAS

AUTOESTIMA

INTEGRIDAD

COMUNICACIÓN

PROBLEMAS EN
EL ESTUDIO


LOS CONFLICTOS

SOLUCIONES

EMOCIONES NO DESEADAS

EL ESTRÉS

NEGATIVISMO

¿Cómo Scientology me ayuda con...?


    ¿Cómo
Scientology
    me ayuda
         con...?



Cuando una persona ha cometido un acto hostil y después lo oculta, generalmente utiliza el mecanismo social de la justificación. Con “justificación” queremos decir, explicar cómo un acto hostil no era en realidad un acto hostil.

Todos hemos escuchado a las personas tratar de justificar sus acciones y todos sabemos por instinto que una justificación equivale a una confesión de culpabilidad, pero nunca antes habíamos comprendido el mecanismo exacto que existe tras una justificación.

Sin recurrir a la aplicación de los procedimientos de Scientology, no había medio alguno de que una persona pudiera aliviar su conciencia al haber cometido un acto hostil, excepto, tratando de minimizar el acto hostil.

Algunas iglesias y otros grupos han usado la confesión en un esfuerzo por aliviar a la persona de la presión de sus actos hostiles. Sin embargo, al carecer de una comprensión total de todos los mecanismos que entran en juego, ha funcionado en forma limitada. Para que una confesión sea en verdad efectiva, la revelación de nuestras fechorías debe acompañarse de una aceptación completa de responsabilidad; todos los actos hostiles son el producto de irresponsabilidad en algún área o aspecto de la vida.

Las ocultaciones son en sí mismas un tipo de acto hostil pero tienen un origen diferente. Scientology ha probado en forma concluyente que el hombre es básicamente bueno: un hecho que desafía las creencias antiguas de que el hombre es básicamente malo. El hombre es bueno hasta tal punto que, cuando se da cuenta de que está siendo muy peligroso y cometiendo demasiados errores, trata de minimizar su poder y si eso no funciona y aún se encuentra cometiendo actos hostiles, entonces busca terminar consigo mismo, ya sea alejándose o dejándose atrapar y ejecutar. Sin esta computación, la policía sería impotente para detectar el crimen; el criminal siempre se ayuda a sí mismo para que lo atrapen. Por qué la policía castiga al criminal que ha atrapado es el misterio. Él desea volverse menos dañino para la sociedad y quiere rehabilitación. Si esto es cierto, ¿entonces por qué no se descarga (aliviar su conciencia, su alma) él mismo? El hecho es éste: considera que quitarse el peso es un acto hostil.

Las personas ocultan los actos hostiles porque tienen la idea de que decirlos sería otro acto hostil. Es como si trataran de absorber y mantener fuera de la vista toda la maldad del mundo; lo cual es una obstinación necia, ya que al ocultar los actos hostiles, estos se mantienen a flote y son, en sí mismos, como las ocultaciones, la única causa de la maldad continua.

En vista de tales mecanismos, cuando la carga se hizo demasiado grande, el hombre se vio inducido hacia otro mecanismo: el esfuerzo por minimizar el tamaño y la presión del acto hostil. La única forma de hacerlo era intentando reducir el tamaño y la reputación de la persona contra la que se había cometido el acto hostil. De aquí que, cuando un hombre o una mujer ha cometido un acto hostil, generalmente sigue un esfuerzo para reducir la bondad o importancia del blanco del acto hostil. En consecuencia, el marido que traiciona a su esposa debe entonces afirmar que la mujer de alguna manera no era buena. Así, la esposa que traicionó al marido tiene que rebajarlo para reducir el acto hostil. Desde este punto de vista, la mayoría de las críticas son la justificación por haber cometido un acto hostil.

Esto no quiere decir que todo sea correcto y que nunca se requiera una crítica. El hombre no es feliz. Y el mecanismo del acto hostil simplemente es un “juego” sórdido en el que ha caído, sin saber a dónde iba. Por lo tanto, en la conducta, en la sociedad y en la vida en general hay aspectos correctos y aspectos incorrectos, pero la crítica quejumbrosa y al azar, cuando no está confirmada por hechos, es sólo un esfuerzo para reducir el tamaño del blanco del acto hostil, para que la persona pueda vivir (o eso espera) con el acto hostil. Por supuesto que criticar en forma injustificada y rebajar la reputación es en sí un acto hostil, así que este mecanismo, de hecho, no es funcional.

Esta es una espiral descendente: la persona comete actos hostiles sin darse cuenta, después trata de justificarlos encontrando defectos o echando la culpa a otros factores. Esto le lleva a cometer más actos hostiles contra las mismas personas, lo cual la conduce a su propia degradación y, a veces, a la de esas personas.

La sociedad está establecida de tal forma que castiga la mayoría de las transgresiones de una u otra forma. El castigo sólo es otro elemento que empeora la secuencia del acto hostil y degrada al que castiga. Pero las personas que son culpables de actos hostiles, exigen el castigo. Lo utilizan como ayuda para refrenarse (esperan) de más transgresiones. La víctima exige el castigo y la sociedad, obstinada en su error, se lo concede. Las personas bajan la cabeza directamente y suplican que se les ejecute. Y si no se les hace ese favor, la reacción de una mujer despreciada es dulce en comparación.

Cuando escuche críticas mordaces y brutales contra alguien, que parezcan un poco excesivas, sepa que tiene, delante de sus narices, actos hostiles contra la persona a quien se critica.

Aquí tenemos en nuestras manos el mecanismo que vuelve loco a este universo. Conociéndo el mecanismo, es posible deducir una resolución efectiva para desactivarlo. Sin embargo, hay otras ramificaciones, que deben comprenderse primero.


¿Cómo Scientology me ayuda con...?
Cuando una persona comete un acto hostil, en este ejemplo robar dinero a su jefe . . .

¿Cómo Scientology me ayuda con...?
. . .tiene una ocultación con la persona a quien ha dañado.

¿Cómo Scientology me ayuda con...?
En cuanto la carga de lo que la persona ha hecho se vuelve demasiado grande . . .

¿Cómo Scientology me ayuda con...?
. . . tratará de minimizar al individuo a quien hizo daño, en un esfuerzo de por reducir su acto hostil; a esto se le llama justificación.



Los códigos morales
La justificación
Vuelos
La secuencia del acto hostil-motivador
Usted puede estar en lo correcto
Sugerencias de estudio adicional

| Anterior | Índice | Siguiente |


¿Cómo Scientology me ayuda con...? Sitios afines Librería Test de la Personalidad Más Información


| Glosario de términos de Scientology | Librería | Página principal |
| Encuesta acerca de este site de Scientology | Servicios introductorios |
| Sitios afines de Scientology | Más sobre Cienciología |

© 1996-2011 Iglesia de Scientology Internacional. Todos los derechos reservados.
Para información sobre marcas registradas. Filosofía Religiosa Aplicada de Cienciología.